Umtiti o la reunión con Florentino Pérez en Madrid

stop

El central del Barça se acerca peligrosamente al conjunto de la capital de España

26 de abril de 2018 (11:39 CET)

Tensa la cuerda. El final de la temporada se acerca y con él llegarán los primeros movimientos del mercado estival. Y no serán pocos, pues muchos intentarán cerrar las operaciones que tienen previstas antes del Mundial de Rusia 2018. Los responsables de las entidades no esperarán a que alguno de sus pretendidos se salga en la cita internacional y su precio se dispare.

Umtiti, en la cuerda floja

Uno de los que podría moverse es Samuel Umtiti. El francés de origen camerunés ha sido una de las revelaciones de la temporada en el FC Barcelona. Ya el año pasado, a las órdenes de Luis Enrique, se convirtió en uno de los imprescindibles. El central disputó 43 partidos.

En esta no ha sido menos. Umtiti acumula 38 partidos, y eso que ha estado más de un mes de baja.

Sus actuaciones y su rendimiento no han pasado desapercibidos a varios grandes del continente, que ya han hecho llegar su interés al jugador. Asimismo, su cláusula de 60 millones de euros y su sueldo de 3,5 ‘kilos’ le han convertido en uno de los objetivos de los peces gordos.

Los pretendientes de Samuel Umtiti

Así, Real Madrid, Manchester City y Manchester United ya han hecho saber al jugador que estarían dispuestos a abonar su cláusula y a ponerle un sueldo de crack, cercano a los 9 millones anuales. De ellos, el Real y Florentino Pérez son los que más están insistiendo en el asunto. El presidente blanco incluso habría solicitado una reunión con el futbolista y su representante.

De ahí que Umtiti haya picado a la puerta de los blaugrana. El central prioriza seguir en la ciudad condal. Quiere triunfar en el Camp Nou. Pero sabe que con la baza del Real en la manga podrá tensar la cuerda hasta el límite. Es consciente de que los culés cederán a la mayoría de sus pretensiones con tal de que no se marche a la capital.

Samuel Umtiti lanza un órdago

Con todo, Umtiti y su agente ya han trasladado las ofertas que tiene el jugador sobre la mesa y han exigido un importante aumento de sueldo (quiere tener una ficha a la altura de Gerard Piqué) y la titularidad absoluta con tal de no aceptar reunirse con Florentino para tratar su futuro en Chamartín.

En su contra, la desidia que Samuel ha mostrado en los últimos partidos. A muchos de los responsables del conjunto azulgrana no les ha gustado nada la dejadez que ha mostrado en los últimos partidos, en los que ha demostrado estar pensando más en su próximo contrato millonario que en las obligaciones que tiene en el Barça. Tampoco gustó cuando desafió a los responsables señalándose el escudo en el partido contra la Roma en el Camp Nou correspondiente a los cuartos de final de la Champions League, en un gol que no había marcado ni él. En el conjunto azulgrana no quieren jugadores que se crean más que nadie cuando, en el fondo, no han demostrado nada en lo que a títulos se refiere. 

Piqué y Umtiti celebran uno de los goles frente a la Roma / EFE

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad