Piqué

Piqué se la juega por la espalda. Le ríe las gracias, pero pide su venta cuando le preguntan. ¡Ojo a esto!

stop

Puñalada del crack catalán a este peso pesado del Barça

23 de marzo de 2020 (11:04 CET)

El FC Barcelona anda buscando soluciones de cara al próximo verano. El parón por el coronavirus está generando serios problemas económicos a la entidad blaugrana. Sin ingresos será imposible reforzar la plantilla para el próximo curso.

Josep Maria Bartomeu anda buscando soluciones. Una de ellas pasa por conseguir que los jugadores acepten una reducción de contrato. Y parece que los cracks han aceptado la propuesta. Habrá en este sentido que ver si lo que han aceptado es una renuncia a parte del sueldo o un retraso en los pagos.

La otra medida pasa por hacer un ERTE a la mayoría de los empleados del club. Pero solo a aquellos que tienen contrato con alguna de las empresas externas de la entidad.

Y mientras tanto, los responsables andan buscando salida a algunos jugadores. Sobre todo a aquellos que tienen un sueldo mayor y no están teniendo el peso en el equipo que se les presupone.

Antonie Griezmann, en el escaparate

Uno de ellos es Antoine Griezmann, al que en la planta noble están dispuestos a vender si llega una buena oferta. El delantero francés sigue sin encontrar su sitio en el equipo y los mandatarios consideran que es mejor darle salida antes de que su precio se devalúe demasiado.

Antoine Griezmann | EFE

Algunos medios niegan el asunto, remitiendo a que “Griezmann  ya se ha hecho la foto con la nueva equipación”. Pero no hace falta ser muy avispado para saber que eso no significa nada. En 2017 Neymar también se hizo la foto con la nueva camiseta y todos sabemos cómo acabó la historia. Y al brasileño le tenían bastante más cariño en el equipo que a Antoine.

Dan la espalda a Griezmann

Porque no es un secreto que los cracks siempre le han mirado con recelo.

Incluso Gerard Piqué, artífice del documental La Decisión (lo produjo Kosmos), en el que el galo dio a conocer que rechazaba la propuesta del Barça para quedarse en el Atlético de Madrid en verano de 2018.

Un vídeo que no hizo ninguna gracia a los pesos pesados del equipo catalán, que sintieron como un desprecio el acto de Griezmann. Y ni siquiera Piqué, que le rio la gracia y le grabó el vídeo, le quiere en el equipo. El catalán lo tiene claro cuando le preguntan que no le importaría perderlo de vista.  

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad