Piqué y Lucas Vázquez disputan un balón en un entrenamiento de España / EFE

Piqué a Sergio Ramos: “Messi lo quiere” (o cinco finalistas y un ganador)

stop

Los defensas de la Roja siguen actuando como líderes de sus respectivos clubes y comparten confidencias sobre los fichajes que están por venir

Barcelona, 18 de junio de 2018 (17:35 CET)

Tal vez los seleccionadores no puedan compaginar su rol con el de entrenadores de un club. No desde la óptica de Rubiales, desde luego. Pero los jugadores sin duda combinan su concentración con sus combinados nacionales con intensas negociaciones sobre su futuro.

Los que no están pendientes de dónde jugarán el próximo año, lo están de con quién jugarán en su club una vez empiece la temporada. Sobre todo los futbolistas de peso en su respectivo vestuario, que pueden levantar o bajar el pulgar de cara a un fichaje en sus equipos.

Es el caso de Sergio Ramos y Gerard Piqué, a los que el roce les ha provocado cariño, y ya comentan todos los frentes de sus instituciones desde el punto de vista que más les une, el empresarial.

Con esa visión en mente, ambos debaten sobre qué jugadores del panorama europeo pueden ser los próximos Iniesta, Modric, Messi o Ronaldo, y cuáles encajarían mejor en sus vestuarios.

Piqué hace estallar a Sergio Ramos: “Si no lo coge lo mata” (o el lío más bestia en la Roja) | EFE

Ante la negativa de fichar por el Barça, parece claro que los azulgrana se centrarán en contratar a un deseado medio centro, figura que se les resiste, ya sea en forma de Marco Verratti, o de Jean Michael Seri.

Ahora, convencidos de que Coutinho debe formar el tridente de ataque junto a Suárez y Messi – con Dembelé en la recámara esperando a que se consiga adaptar al futbol español – la idea es fichar a Miralem Pjanic.

El jugador bosnio de la Juventus es uno de los mejores centrocampistas de los últimos años, y Piqué no ha dudado en aprobar su fichaje, así como de asegurar que el cabecilla del vestuario también da su consentimiento: “Messi lo quiere”.

Pjanic se deja querer, y dejó correr una polémica que ha cerrado recientemente, al darle a like en una publicación del FC Barcelona. No saldría de Turín por menos de 80 millones de euros, pero muchos ven en él al sustituto ideal de Iniesta.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad