Nuevo encontronazo del Barça con la familia de Johan Cruyff

stop

Los descendientes del holandés volador están profundamente indignados con el club

Josep María Bartomeu, Johan Cruyff y Jaume Giró (La Caixa) firman un acuerdo de colaboración con fines sociales

22 de septiembre de 2016 (19:25 CET)

Las tensiones entre el FC Barcelona y el entorno Cruyff han resurgido. La familia de Johan está muy molesta con la entidad azulgrana por el trato desconsiderado que han recibido en las últimas semanas, cuando apenas hace tan solo medio año del fallecimiento de uno de los ídolos más grandes de la historia del barcelonismo. Mal asunto.

El último conflicto ha surgido a raíz de una nueva acción totalmente carente de tacto. Según informa El País, el Barça dio de baja el carnet de socio de Johan Cruyff tras fallecer –en este caso, el holandés no pagaba nada por ser ex jugador– y otros dos abonos que el mítico futbolista tenía a su nombre. Antes de tomar la decisión no se pusieron en contacto con sus herederos.

La familia está molesta porque esa no es forma de hacer las cosas. Y menos, cuando se trata de Johan Cruyff. Si en un caso tan singular, el club funciona mal, cómo debe ser con los miles de casos anónimos que pasan por momentos similares. Un caos.

Demasiadas torpezas

La respuesta de la junta ante la queja de la familia fue que se trataba de un error burocrático e involuntario. Tras pedir disculpas a los indignados parientes, prometió que corregirían de inmediato el tema.

Esto ocurre apenas una semana después de que el portavoz del club, Josep Vives, se disculpase públicamente en nombre del Barça por no haber mandado ninguna representación de la entidad a la inauguración de una calle con el nombre de Johan Cruyff en Vallfogona de Riucorb. Otro feo gesto y ya son demasiados los que se acumulan con alguien tan emblemático como el holandés volador.  

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad