Una estrella del club parisino dispuesto a todo para acabar en el Barça| EFE

Neymar tenía privilegios en el Barça más bestias que en el PSG (y te los contamos)

stop

La nueva polémica del astro brasileño no es nada comparado con lo que hizo en Barcelona

26 de octubre de 2017 (20:28 CET)

Neymar Júnior nunca fue un buen compañero de equipo en el FC Barcelona. Y no porque no se hiciese querer o no se llevase bien con los demás miembros del vestuario –está demostrado que muchos jugadores le tenían aprecio y apego–, sino porque nunca fue solidario.

Desde que llegó al Barça, asumió que Leo Messi era la estrella. Y así lo dijo: “Vengo a aprender del mejor jugador del mundo”. Pero en seguida quiso estar a su nivel.

Si bien, Neymar no podía chutar las faltas ni los penaltis, ya se encargó de negociar que Messi le regalase alguno de vez en cuando. El astro argentino no defendía y Ney, tampoco mucho.

El ex del Santos tuvo un trato privilegiado desde el primer momento. Se trajo a todos sus amigos a Barcelona, los Toiss, y las juergas por Barcelona se convirtieron en el pan de cada día.

El club y distintos magnates de la noche barcelonesa lo tapaban. Es lógico, no se podían arriesgar a perder un buen cliente como él, con entrada privada directa a distintas discotecas de la ciudad.

Quería ser Messi sin demostrar nada

Pero no quedó ahí la cosa. Neymar en seguida vio el trato preferencial que Messi tenía durante sus vacaciones. Marchaba a Argentina y disfrutaba de más días fuera que el resto.

Dani Alves también logró adjudicarse ese trato de favor y su amigo no podía ser menos. Lo que otros se habían ganado por los años, Neymar lo consiguió desde el primer día, siendo un niño.

Ahora, han trascendido los privilegios que el crack carioca tiene en el PSG. Se han extendido como la pólvora por distintos medios. Como si fuese algo extraño.

La realidad es que Neymar ya tenía esos privilegios en el Barça. Lo único nuevo que ha salido a la luz es que por contrato tiene autorizado no defender y que sus compañeros no le pueden entrar duro en los entrenamientos para evitar lesiones.

Estos son los privilegios de Neymar en París:

Dos fisioterapeutas personales para él

Exento de emplearse en tareas defensivas en los partidos

Puede llevar maletas de marca propia

Puede tener patrocinio personal distinto al del equipo

Sus compañeros no pueden hacerle entradas en los entrenamientos