Neymar Jr | EFE

Neymar pide al PSG que pague la cláusula de un intocable de Messi en el Barça (y no es Coutinho, Luis Suárez y compañía)

stop

La estrella brasileña quiere llevarse a un galáctico culé

23 de enero de 2019 (18:20 CET)

El Barça se hará con los servicios de De Jong, apuntan desde Holanda, por unos 90 millones de euros. Y el jeque del PSG, que tenía como gran objetivo fichar al jugador del Ajax, puede cobrarse venganza, una vez más.

De Jong rechaza al PSG

El holandés es uno de los mediocentros con más proyección del fútbol europeo y el Barça habría cerrado ya su incorporación para la próxima temporada. Esto, supone un duro golpe para Nasser Al-Khelaifi que tenía al joven jugador como uno de los fichajes que ilusionen a la afición parisina.

Ante esta situación, Neymar habría pedido a su jefe pagar la cláusula de uno de los miembros más importante de la plantilla culé.

La venganza del jeque

El equipo francés está convencido que este verano tendrá que buscar en el mercado un portero de garantías, ya que es la única posición que le falta por ocupar con un galáctico. Ni Areola ni Buffon, que ya está en el ocaso de su carrera deportiva, convencen a Tuchel.

A golpe de talonario, como ha confeccionado esta plantilla, está dispuesto a cubrir la portería del PSG. Y Ter Stegen es el principal objetivo.

Marc-André Ter Stegen en Champions | EFE

Su cláusula de rescisión es de 180 millones de euros, lo que supondría un récord absoluto en la contratación de un guardameta. Sin embargo, para el jeque catarí, no supondrá un problema. Más allá de los problemas con el Fair Play financiero que atañen al club de París.

El Barça teme el poder económico del PSG

En el Barça, no contemplan la salida del portero alemán. Pero, temen que desde Francia vuelvan a imponer la ley del más fuerte, como hicieron con la contratación de Neymar, hace dos años.

Un Neymar, que, por cierto, considera a su ex compañero el mejor portero del mundo e intentaría convencerle para que fiche por el PSG. Se avecina un nuevo duelo en los despachos entre culés y parisinos.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad