Luka Modric | EFE

Modric o “Messi lo ha traicionado”. El lío en el Barça (y es de traca) que llega hasta Zidane

stop

El crack que pone el Camp Nou patas arriba

08 de mayo de 2019 (17:30 CET)

La bofetada del Liverpool al Barça anoche ha sido tan bestia que el lío que tienen montado en el Camp Nou es de los peores que se recuerdan en los últimos años. Jugadores señalados, Ernesto Valverde cuestionado, la directiva en el punto de mira…una derrota que pasará a la historia. Y no precisamente para bien.

Y claro, ahora que se ha acabado la felicidad y los culés se han topado con la realidad de frente, empiezan a aflorar problemas que hasta ahora se tapaban. Problemas que desde dentro hace tiempo que se intentan ocultar y que llevan tiempo cociéndose.Y uno de ellos ha llegado al Real Madrid y a Zinedine Zidane a través de Luka Modric.

El lío con Ivan Rakitic

Y es que no es otro que Ivan Rakitic el que ha decidido sacar los trapos sucios. Un Rakitic que está más que cabreado con Messi. Y motivos tiene. El centrocampista entiende que el capitán, que es el que mueve los hilos en el Barça, no se ha movido para conseguir una renovación de contrato.

Rakitic | EFE

El año pasado el PSG vino a por Ivan, pero el centrocampista apostó por quedarse después de una charla con Valverde y tras saber que la directiva tenía intención de renovarle al alza el contrato.

Una renovación que ni ha llegado ni llegará. Sí que han llegado otras como las de Jordi Alba, por templo, gracias a la presión de Leo a la directiva. El argentino quería que el lateral siguiera sí o sí. No así con Rakitic, por el que no ha movido un dedo. “Messi lo ha traicionado”, cuentan desde el entorno del balcánico.

Y claro, con Frenkie de Jong llegando en verano, no son pocos los que apuntan que el croata es uno de los candidatos a hacer las maletas en unos meses. Pero Rakitic no quiere irse. Su idea (por eso rechazó los millones que llegaban de París) era renovar y seguir siendo importnte en el Camp Nou. Pero todo apunta a que se quedará en eso, en una idea. Y Messi, como bien sabe Ivan, no ha hecho nada para evitarlo.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad