Messi lidera las críticas internas contra un jugador del Barça 

stop

El futbolista señalado por los pesos pesados

La MSN (Messi, Suárez y Neymar) golea al Arsenal en el Camp Nou (3-1) | EFE

16 de noviembre de 2016 (16:59 CET)

No les convence. El arranque de temporada de Paco Alcácer está dejando mucho que desear en el FC Barcelona. El club azulgrana decidió dejar escapar a una perla canterana, Munir Al Haddadi, para dejar libre la vacante del cuarto hombre en la delantera.

Tras muchos sondeos y rumores, finalmente fue el valencianista el que aterrizó en el Camp Nou. El 30 de junio, in extremis, los barcelonistas pagaron 35 millones de euros por el atacante español.

Tanto el club catalán como la afición culé tenían muchas esperanzas volcadas en el recién llegado. Cierto es que era vox populi que el protagonismo de Alcácer iba a estar eclipsado por la MSN, pero sin embargo, los seguidores confiaban en que Paco aprovechase los minutos que le brindara Luis Enrique Martínez.

El marcador a cero

Con la temporada bien entrada, parece que la explosión del valencianista no llega. El atacante ha jugado poco más de 300 minutos y aún no ha conseguido estrenar su marcador individual.

Paco no acaba de cuajar con el resto de sus compañeros y no encuentra la magia que le caracteriza sobre el terreno de juego. El delantero no atraviesa por un buen momento, ya que ha perdido su hueco en la Roja y tampoco encuentra su sitio en el Barça.

El vestuario toma la palabra

Ante esta situación, el incendio en el vestuario empieza a cocinarse. Varios pesos pesados de la plantilla culé observan perplejos los pasos de Alcácer. El club catalán tenía en su poder a Munir y a Sandro. Dos jóvenes perlas de la casa.

Y es que al parecer, la gran mayoría de los jugadores estaban más que satisfechos con el futbolista de El Escorial. El madrileño ha marcado dos goles en este arranque de temporada, por lo que sus registros ya superan a los del valencianista.

Además, se trataba de un delantero que tenían en can Barça a coste cero y con un sueldo considerablemente inferior al de Paco. De hecho, era un delantero con ADN culé, ya que había crecido en la casa y poco a poco se estaba adaptando al equipo de Lucho.

Por ello, parece que varios pesos pesados del vestuario, con la MSN como abanderada, ponen en tela de juicio el fichaje de Alcácer. Tal como desvela Ok Diario, los cracks consideran que el club catalán podría haber aprovechado el talento de Munir ahorrándose 35 millones de euros.

Por su parte, también caen las pullas que consideran que el Barça debería haber potenciado el delantero de la cantera, invirtiendo los 'kilos' de Paco en un lateral derecho de primer nivel. El malestar se cocina entre bambalinas.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad