La foto más polémica de Leo Messi | EFE

Messi destapa el problema de Valverde con un jugador del Barça

stop

El técnico azulgrana condena a un jugador que repite castigo

16 de septiembre de 2017 (11:39 CET)

Ernesto Valverde no está resultando un entrenador muy polémico en ruedas de prensa, pero sí deja mensajes contundentes con sus decisiones técnicas.

El entrenador extremeño no ha alzado la voz de forma pública para reclamar refuerzos ni salidas de futbolistas. Sabe que es un recién llegado al Camp Nou y que la situación de la junta barcelonista no era la idónea para poner exigencias.

En el seno interno, no obstante, no duda en imponer su criterio y señalar a los futbolistas que no tienen espacio en su equipo. Defenestró claramente a Arda Turan y Thomas Vermaelen y las últimas convocatorias dejan una nueva víctima.

Aleix Vidal se ha caído de la lista de futbolistas que se enfrentarán al Getafe en la cuarta jornada de liga y suma ya tres partidos oficiales sin pasar el corte del entrenador culé. El lateral derecho comenzó la temporada como titular ante Nelson Semedo, pero ha caído en el olvido del Txingurri.

Un problema de actitud

El problema de Aleix Vidal en el Barça parecía ser una cuestión personal de Luis Enrique con el lateral derecho catalán. La llegada de Valverde y la condena al ostracismo que está sufriendo el defensor parece confirmar que no es así.

Leo Messi acostumbra a ser juez y verdugo de jugadores y entrenadores. Cuando algo no le gusta, lo expresa abiertamente y el olvido de Aleix Vidal no le ha pillado de sorpresa. El problema no era Luis Enrique, es el jugador.

Los despistes defensivos de Vidal conderanon al Barça frente al Real Madrid y obligaron a Messi a caer más a banda por su la falta de profundidad del lateral. Una vez Semedo ha comenzado como titular y añade mordiente al flanco derecho, Messi puede partir desde el centro y olvidar los extremos del campo.

Ante la falta de oportunidades, Vidal no aprieta los dientes sino que cae en una actitud de pasotismo que indigna a Valverde. El entrenador culé trató de recuperarlo para la causa, pero el Barça está condenado a cojear por la banda derecha hasta que Vidal decida reconducir su situación.