“No soporta a Messi”. Negocia con Florentino Pérez (y quiere jugar en el Real Madrid) | EFE

“Me voy a la Premier”. Messi lo sabe. Y no hay marcha atrás

stop

El delantero argentino y la primera fuga inesperada del verano en el Camp Nou

29 de junio de 2018 (10:03 CET)

Uno de los pesos pesados del vestuario del Barça ha decido hacer las maletas. Y Leo Messi lo sabe. No es otro que Jasper Cillesssen. El portero holandés está siendo uno de los nombres que más dolores de cabeza está creando en el Camp Nou.

Y es que muchos en el club catalán daban por hecho que el guardameta estaba a gusto en Barcelona y que no tenía intención de moverse. Sin embargo, en un verano en el que el baile de porterías va a ser habitual, su nombre ha ganado fuerza.

Cillessen

Y es que son varios los equipos que están llamando a sus puertas. Y, tal y como bien saben en la entidad azulgrana, Jasper está mirándose las ofertas detenidamente. En especial las que llegan desde Inglaterra. Es más, tan claro lo tiene que ya no se esconde y les ha dicho a sus más íntimos: “me voy a la Premier”.

Una fuga inesperada

El caso es que el buen rendimiento de Cillessen la temporada pasada en la Copa del Rey, la única competición donde Marc André Ter-Stegen no es titular, en especial en la final ante el Sevilla, donde el holandés rindió a un nivel muy alto, ha hecho que tanto el Liverpool como el Chelsea se fijen en él.

Los que más se están mostrando interesados son los de Jürgen Klopp que tras el desatare de Karius en la final de Kíev, donde el portero fue el protagonista indiscutible de la derrota de los reds, van en busca de un portero de garantías.

Y Cillessen lo es. A sus 29 años ya sabe lo que es soportar la presión de jugar en un grande y, además, no sería precisamente una operación carísima.

La venta de Jasper Cillessen

El caso es que el portero, que avisan que está muy feliz y contento con su vida en la capital catalana, no quiere tampoco perder la oportunidad de tener más minutos. Sabe que con Ter Stegen delante su papel en el Camp Nou se verá reducido a la Copa y a algún partido menor de Champions League, como mucho.

De ahí que quiera salir. Y el Barça ya le ha dicho que si llega una oferta superior a los 30 millones, la escucharán atentamente. Pese a que su cláusula de rescisión es de 60 millones, los culés pagaron por él 14 millones hace dos temporadas y consideran que está más que amortizado.

De momento no ha habido ninguna oferta firme, pero avisan desde dentro del club que no tardará en llegar. Cuando lo haga, y si es buena, Cillessen hará las maletas.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad