Luis Enrique tuvo que ser sujetado al final del PSG-Barça (¡La bronca de todas las broncas!)

stop

Así fue la explosión del técnico en la zona mixta

La reacción de Luis Enrique a la derrota en la zona mixta | EFE

15 de febrero de 2017 (11:21 CET)

La humillación en el Parque de los Príncipes dejó algunos cadáveres por el camino. El ridículo protagonizado por el FC Barcelona fue de los que hacen historia. Antológico. Sobre el césped se vieron los restos putrefactos de un Barça que ya dio lo mejor de sí mismo en las dos últimas temporadas.

La derrota removió los cimientos de un proyecto desgastado que ante el PSG se derrumbó definitivamente. Los jugadores no se lo explicaban. Luis Enrique tampoco.

Al técnico se le vio muy nervioso al final del partido. Toda la rabia que no le vimos en la banda durante el partido se desbordó en la zona mixta. Al asturiano no le quedaban muchos argumentos y tomó el camino más fácil. El de arremeter contra los demás.

Altercado en la zona mixta

El periodista de 'TV3' Jordi Grau es el que pagó los platos rotos. Le tocó ser el primero en entrevistar al míster y se llevó la reprimenda.

"Espero que uses el mismo tono cuando ganamos", recriminó el técnico al comunicador al final de sus declaraciones. Lo cierto es que las preguntas de Grau no estuvieron fuera de lugar.

Pareció al principio que ahí se terminaba la reyerta, pero tal y como explicó Susana Guash para 'Atresmedia'.

 Según la versión de la periodista, tres personas tuvieron que agarrar a Luis Enrique, que se revolvió de nuevo hacia Grau una vez terminada la entrevista. "A ver si usas otra vez este tonito cuando ganemos", le repitió el preparador. "No me toquéis, no me toquéis", iba diciendo mientras tanto a los que intentaban impedir la desagradable situación.

Según explicó la periodista deportiva, Lucho no se acercó a la posición de su cadena para responder a sus preguntas.

Los nervios y la frustración pasaron factura al entrenador, que sabe del fracaso que será para el club caer en octavos de final con la imagen ofrecida en el 4-0.