La operación defensa en el Barça: el tapado, los deseados, el traidor y la imposición

stop

Luis Enrique, Robert Fernández y Albert Soler trabajan a destajo para mantener la excelencia deportiva del mejor equipo del mundo

Samuel Umtiti, defensa central del Olympique de Lyon

11 de junio de 2016 (20:52 CET)

Trabajo a destajo. Luego ya se verá si bien realizado, o no. Pero los responsables deportivos del FC Barcelona no se toman ni un minuto de respiro con la idea de potenciar al máximo la plantilla que entrena Luis Enrique Martínez. En un año de bajas sonadas, el reto es importante: mantener la excelencia deportiva del mejor equipo del mundo. Robert Fernández y Albert Soler trabajan en esta línea. Una de sus principales obsesiones es la defensa. Estos son las protagonistas.

El tapado: es Javi Martínez. Ya no suena tanto como hace unos años porque las lesiones que le ha tocado padecer en los últimos tiempos le han pasado factura. Sin embargo, es un jugador de categoría, con capacidad para jugar como defensa central y como mediocentro defensivo. Además es español y se entiende con muchos jugadores del club. La gran prueba pasa por asegurar que su condición física da garantías de rendimiento. Por eso, es el tapado.

Los deseados: Aymeric Laporte para el eje de la zaga y Héctor Belerrín para el lateral derecho. El primero es la gran petición de Luis Enrique, por encima de Javi Martínez y otros. Sin embargo, hace semanas que se da por hecha su incorporación al Manchester City. El otro futbolista que gusta, y mucho, es el lateral español, canterano azulgrana. El problema es que ha sido escogido mejor lateral derecho del año en la Premier y el Arsenal venderá muy cara su piel.

El traidor: lleva muchos años en la órbita azulgrana y siempre termina escapando. Nadie sabe ciertamente cuales son los motivos que hacen a un jugador como Marquinhos rechazar el interés del Barça una y otra vez. Corren rumores sobre su posible sentimiento madridista. Lo cierto es que parecía el favorito para llegar al club y, a última hora, ha dado calabazas.

La imposición: es un joven defensa francés con proyección, aunque poca experiencia todavía. Su fichaje viene más para tapar la salida de Marc Bartra y, probablemente, de Thomas Vermaelen, que no para ser titular desde el primer día. Se trata del joven Samuel Umtiti: 22 años y 1,81 metros de estatura. Juega en el Olympique de Lyon y también puede desempeñarse como lateral izquierdo. El acuerdo con el Barça está muy encarrilado.  

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad