El Barça de Leo Messi sufre para ganar al Valencia | EFE

La bronca de Messi (y fuerte) que tapa Luis Suárez (y ensucia el Barça-Valencia)

stop

Los de Ernesto Valverde han acabado pidiendo la hora en la ajustada victoria por 2-1 ante el Valencia

14 de abril de 2018 (18:39 CET)

Messi toma el mando. El crack argentino del Barcelona ha sido un terremoto en el Camp Nou esta semana. La eliminatoria contra la Roma en Champions abría la caja de los truenos en un Barça que vive montado en una auténtica montaña rusa. 

El '10' alzaba la voz al regreso de Italia: ni una más. Y pasaba revista a la tropa con un señalado, Ernesto Valverde, que ya sabe quién manda, de verdad, en el Barcelona. Y si no, explican desde dentro, que le pregunte a Luis Enrique.

La victoria por 2-1 del FC Barcelona ante el Valencia rebaja grados a un ambiente caldeado hasta el extremo. Leo Messi, de la mano de su inseparable Luis Suárez, escenificaba el mal rollo a mitad de semana haciendo esperar más de tres minutos a Valverde y sus compañeros en el entrenamiento. Con el grupo en el césped de la Ciutat Esportiva Joan Gamper, todas las miradas apuntaban al túnel de vestuarios por el que aparecía Messi andando, junto a Luis, ante la cara de alucine de Piqué, Coutinho, Jordi Alba y el 'Txingurri'. 

El '10' mandaba un aviso público después de una reprimenda en privado que ponía el Barcelona patas arriba.

Valverde comparece ante los medios / EFE

Ernesto Valverde está cuestionado

El técnico vasco queda muy tocado entre los que mandan en el Barcelona tras la debacle del Olímpico de Roma. Los pesos pesados del vestuario no entienden como, en el partido más importante de la temporada, Valverde decidió apostar por un once tan poco atrevido. No gustó el concurso de Semedo. Tampoco la entrada de André Gomes, Dembélé, o un planteamiento rácano, de equipo pequeño, que hizo saltar chispas entres los mandamás del equipo que han cogido el toro por los cuernos. 

Contra el Valencia volvía el once de gala. Sin experimentos, ni inventos. El mensaje a Valverde llega alto y claro: para sobrevivir en el Barça no hace falta sólo con ser bueno, también hay que caerle en gracia a Messi. Y, el 'Txingurri', en ese apartado flojea.

El clan argentino señala, en privado, a Valverde como el gran causante del ridículo en Roma. También reparte palos entre los que mandan: la directiva. Y el presidente, Josep Maria Bartomeu. 

Los fichajes, de pandereta, irritan a los amos de la plantilla que tienen a Robert Fernández, director técnico en funciones, y a su nuevo jefe, Josep Segura, enfilados.

Además, la sensación es que el Barça decrece, y el Real Madrid, crece. Y eso es un problema añadido. Especialmente para el argentino.

Messi destroza al Barça: Cristiano Ronaldo, Zidane, Real Madrid y más cosas | EFE

El miedo al Real Madrid

La clasificación del Real para semifinales de Champions con Cristiano Ronaldo aglutinando, de nuevo, el protagonismo tiene a Messi sin pegar ojo. A Leo, aseguran fuentes internas, le dolió igual, o más, el avance del Madrid en Europa que la eliminación del Barça

La imagen de CR7 levantando la Champions League en Kiev tiene a Messi con el susto metido en el cuerpo. Una efeméride que dejaría la Liga (que la dan por hecha) y una posible victoria en la final de Copa, en nada. El 'triplete' del Real, sumando tres 'orejonas' consecutivas, sería la estocada final al Barça. Y, en especial, de Ronaldo a Messi.

El crack del Barça sabe que, si el Madrid acaba llevándose la Champions, CR7 tendrá todos los números para ganar el Balón de Oro/The Best.

Sólo el Mundial con Argentina ‘salvaría’ a Leo de ver como Ronaldo le adelanta en el palmarés en cuanto al trofeo de mejor jugador del mundo. O una victoria en Rusia de Brasil, que coronaría a Neymar.

Messi se lo juega todo en un puñado de meses: alzar la Copa del Mundo o arriesgarse ser recordado como un jugador enorme. Pero no el mejor.

Sergio Ramos y Marcelo a Florentino Pérez: “El nuevo Real Madrid” (un galáctico, el fichaje de Cristiano Ronaldo, tres tapados y la sorpresa final) | EFE