Griezmann tiene una enganchada con Messi (y Luis Suárez) o lo que se cuenta en el Olympique de Marsella-Atlético

stop

El delantero del Atlético de Madrid está harto de rumores antes de la final de Lyon

16 de mayo de 2018 (19:30 CET)

El fichaje de Antoine Griezmann por el FC Barcelona parece cada vez más obvio. Pero el ambiente crispado que se está generando alrededor de la citada operación, también. 

En el Atlético de Madrid han molestado mucho los comentarios, especulaciones y mensajes nada contundentes emitidos desde Barcelona al respecto. Directivos, ejecutivos y jugadores han dado por hecho el fichaje. 

Griezmann también se ha molestado con esta situación. El delantero galo, pendiente de jugar la final de la Europa League, no quería distracciones hasta que se disputase el duelo.

Jugó y volvió a demostrar su clase. Con acciones de gran categoría, Griezmann fue el jugador decisivo de la final. Sus dos goles fueron vitales para derrotar al Olympique de Marsella (0-3). Pero en su entorno creen que el comportamiento del Barça ha sido lamentable. 

griezmann

Especialmente molesto se ha mostrado el francés con Luis Suárez y Leo Messi, nada rotundos a la hora de desmentir el posible fichaje. Todo lo contrario: el delantero uruguayo lo dio por cerrado y hasta le dio la bienvenida. 

Griezmann, un fichaje de club (y no de los cracks)

Ese tipo de declaraciones duelen en el Atlético, club donde ha jugado los últimos cuatro años, y complican el día a día del futbolista con su afición. Griezmann no quiere quedar mal con la hinchada colchonera. 

Pero este es solo el primero de los males que le esperan en el Camp Nou. Messi y Suárez ya tienen los cuchillos afilados por un motivo: al contrario que Coutinho, El Principito no es un fichaje suyo. Es obra del club, como Dembelé

coutinho messi luis suarez

Por ese mismo motivo, molesta y mucho que Griezmann pretenda ser el segundo jugador mejor pagado del equipo, por delante de Suárez. Ello ha precipitado las reclamaciones de otros pesos pesados como Sergio Busquets

Pero además de eso, hay que tener en cuenta que Griezmann prefierte jugar por el centro. Y en el Barça está muy claro que esa zona del campo pertenece a los dos buenos amigos: el argentino y el uruguayo. 

Bartomeu también la lía con Griezmann

Con voz algo temblorosa y sin ser nada claro. Como un niño al que han pillado haciendo alguna fechoría. Así habló el presidente del FC BarcelonaJosep Maria Bartomeu, en la entrevista que concedió recientemente a RAC1 cuando le preguntaron por Griezmann.

Jordi Basté le preguntó por si se habían producido contactos con el delantero y con el Atlético de Madrid, recordando las palabras de Guillermo Amor en las que confesó en la primera mitad de la temporada que se habían producido contactos con el galo.

El mandatario culé no confirmó la información. No corroboró el secreto a voces de que existe un preacuerdo, ni tampoco que el atacante vestiría de blaugrana el próximo año. Pero tampoco lo negó, lo que aumenta en gran medida la veracidad de las informaciones que sitúan a Griezmann el próximo curso en la ciudad condal.

Con todo, apuntan desde el entorno culé que todo es cuestión de cerrar los últimos flecos del contrato para que Antoine sea jugador blaugrana los próximos años. Sin embargo, hay un detalle  que será decisivo para concretar su fichaje.

Messi y Suárez cortan el bacalao

Con Luis Suárez y Leo Messi en el equipo, la llegada del atacante colchonero queda en entredicho. El francés puede jugar por el centro y por la derecha, justo las  posiciones que ocupan ambos, y ya se sabe quién manda en el vestuario del Barça.

Lo sabe un Griezmann que es consciente de que si llega al Barça es para sumar a los dos cracks, no para ser el protagonista. Y es que a ninguno de los dos delanteros les hace mucha gracia el fichaje del francés.

Busquets, Messi y Luis Suárez en el Camp Nou | EFE

Sobre todo a Suárez, pues si Antoine termina ocupando el lugar de alguno de los dos será el de Luis. Algo que, por otro lado, Leo no permitirá.

Otra opción es que se adapte a la banda izquierda y se preste a jugar a pierna cambiada y completar un nuevo tridente, con Coutinho por detrás. La única que le dejaría sitio en el equipo de la ciudad condal.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad