Leo Messi | EFE

“Éste se va”. Messi, Piqué y Coutinho encienden la mecha (y el Barça tiene cinco finalistas para sustituirlo)

stop

Los pesos pesados del vestuario azulgrana y la lista que circula por el Camp Nou

22 de septiembre de 2018 (19:02 CET)

Lío en el Barça. Y de los gordos. Tras un inicio de temporada impecable, con pleno de victorias hasta la fecha, el equipo azulgrana vive instalado en la comodidad de ver como los fichajes que han llegado están respondiendo a las expectativas y jugadores como Philippe Coutinho y Ousmane Dembélé han dado un paso adelante.

Por su parte, Leo Messi y el resto de pesos pesados parecen con ganas de demostrar que el desastre de la temporada pasada en Roma ya ha quedado atrás y que esta temporada, como bien aseguró el capitán en la presentación del equipo, van a por todas.

Sin embargo, y pese a que aún queda mucho para que llegue el próximo verano, un nombre está empezando a crear serias dudas en el vestuario azulgrana. Y ese no es otro que el de Ernesto Valverde.

Ernesto Valverde | EFE

Las dudas de Ernesto Valverde

Y es que no es ningún secreto que en el club están muy pendientes de las decisiones del técnico vasco. Entre otras cosas porque está en su último año de contrato. El vasco llegó hace dos veranos tras una etapa de luces y sombras con Luis Enrique en el banquillo del Camp Nou.

Si bien es cierto que en su primer año a los mandos de la plantilla culé se consiguió ganar la Liga y la Copa, el juego de los culés no acaba de enamorar. Cabe recordar que Valverde tuvo que hacer frente a un primer año sin Neymar, con Dembélé lesionado a las primeras de cambio y con un Coutinho que no llegó hasta enero y que no pudo disputar la segunda fase de  la Champions League.

El caso es que en el vestuario ya se están empezando a oler que Ernesto tiene en mente la opción de no firmar una hipotética renovación. Y es que la relación del míster con sus jugadores ha ido poco a poco diluyéndose, entre ellos el propio Messi, pero también con Piqué y el resto de pesos pesados.

Algunas de las decisiones que ha tomado no han gustado y, como bien saben en la directiva, no es que sea tampoco un sargento a la hora de tomar medidas drásticas. De ahí que la frase de “Éste se va” ya esté sonando por el entorno culé.

Valverde | EFE

En el club también están con el freno puesto

Y en el club lo sabe. De hecho, de las tres opciones que hay encima de la mesa, que no son otras que la de poner fin a la relación entre las dos partes, ejecutar el año opcional que establece el contrato o renovar al vasco, la última es la que menos adeptos tiene en las oficinas del Camp Nou.

Además, tampoco es ningún secreto que el club y el míster han tenido sus discrepancias en el último verano. Y el vasco no se ha cortado un pelo ante los medios. Y como ejemplo, su enfado cuando se enteró que Paulinho, un jugador que valoraba mucho, fue vendido.

Pero más allá del brasileño, el despido de Robert Fernández, el fichaje exprés de Malcom, que no había pedido, y el no fichaje de un buen lateral para cubrir a Jordi Alba son ejemplos de esta poca o nula sintonía entre el banquillo y el palco.

La lista en el Barça

De ahí que, por si acaso, en la entidad catalana ya tengan una lista con cinco entrenadores que estarían más que dispuestos a aterrizar en el Barça si Valverde opta por cerrar el próximo verano su etapa en el conjunto catalán.

Josep María Bartomeu, presidente del FC Barcelona. | EFE

El primero de ellos no es otro que Laurent Blanc. Es más, el ex jugador del Barça estuvo entre la terna de candidatos tras el despropósito del Tata Martino, pero finalmente el club apostó por Luis Enrique.

En el Camp Nou gusta el gusto por el buen juego del galo, que, con el Burdeos, la Selección Francesa y el PSG, siempre ha apostado por el fútbol alegre y de toque. Por otro lado, es un viejo conocido de ‘la casa’ y conoce el entorno culé a la perfección.

Su capacidad para gestionar vestuarios con estrellas está demostrada y su buena relación con Eric Abidal lo sitúan como el favorito a sustituir a Ernesto cuando éste decide marcharse.

Cristiano Ronaldo conversa con Laurent Blanc al acabar el Real Madrid-PSG / EFE

Dos mitos como plan b

En el caso de que Blanc fallara, el plan b del Barça pasa por dos jugadores que forman parte de los libros de historia del club: Ronald Koeman y Michael Laudrup. En el caso del holandés, sus experiencia en banquillos como los del Benfica, Valencia, PSV o Ajax, donde siempre ha propuesto un fútbol muy de la escuela holandesa que tanto gusta en el Barça, le hacen un firme candidato.

Por su parte, Laudrup ha entrenado a Mallorca y Swansea, con lo que su llegada parece más difícil. En la directiva contemplan su nombre como un fichaje al estilo Zidane, es decir, un viejo conocido con mucho tirón entre la afición. Eso sí, haría bien el club en preguntar a los socios y a los aficionados si mostrarían su apoyo a un jugador que se marcó al eterno rival.

El plan c del Barça

Y como último, los dos nombres que se enmarcan dentro del plan c: Philip Cocu y Quique Setíen. Por lo que al holandés respecta, cumple el mismo perfil que el de Koeman o Blanc, ex jugadores con mucho nombre y con el cariño de la masa social.

En cuanto al español, en el club gusta por su admiración del juego perpetrado por el Barça en sus mejores momentos. Es más, Setién fue reconocido por la Fundación Johan Cruyff como el técnico que “mejor representa sus valores”. No es cualquier cosa, precisamente.

Aún es muy pronto y puede pasar de todo, pero en la capital catalana cada uno mira hacia su propio futuro: club y entrenador. El balón dictará sentencia.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad