Messi y Dembélé | EFE

“Estaba hecho”. La lesión de Dembélé lo frena. Mazazo a Messi en el Barça-Dortmund

stop

Los de Ernesto Valverde ganan 3-1 al conjunto alemán y se clasifican para octavos como primeros de grupo

27 de noviembre de 2019 (22:52 CET)

El Barça ha hecho los deberes ante el Borussia Dortmund en el Camp Nou con una victoria por 3-1. Los de Ernesto Valverde necesitaban la victoria para clasificarse como primeros de grupo y la han conseguido.  

Los goles de Leo Messi, que estuvo de nuevo en modo Balón de Oro, y de Luis Suárez en la primera parte y el de Griezmann en la segunda parte le han servido a los azulgrana para llevarse los tres puntos y olvidarse de la Champions hasta el sorteo de octavos.

Si bien el juego no ha sido brillante a excepción del de siempre, Messi, sí que los culés se marchan tranquilos en un partido que era una final teniendo en cuenta el nivel mostrado en los últimos encuentros, la competición y la entidad del rival. Sin embargo, una mala notica ha echado mucha agua al vino esta noche en la capital catalana. Y esa no es otra que la lesión de Ousmane Dembélé.

Dembélé |EFE

La lesión de Dembélé es un mazazo para Messi

Eso sí, no es que precisamente los cracks del Barça estén preocupados por la enésima lesión del delantero francés de cara su futuro en el Camp Nou. Todo lo contrario. No es ningún secreto que ni Messi ni Suárez sean precisamente fans del galo. Su juego no acaba de encajar en el sistema, así como su carácter, frío y reservado.

El problema de la lesión es que ahora las posibilidades de colocar a Ousmane en la operación Neymar se han frenado en seco. Tal y como apuntan desde dentro, el PSG había pensado en el delantero francés para ser uno de los posibles sustitutos del brasileño. Incluso hay quien asegura desde el club que “estaba hecho”. Pero esta nueva lesión ha roto los planes.

Leo Messi quiere a Neymar sí o sí

Al menos los de meter a Dembélé en el trueque. Cuentan desde París que hacerse con el jugador galo era una idea que gustaba a la dirección deportiva así como a la directiva. Por juventud y por talento, Ousmane es un jugador muy válido. El problema llega con sus lesiones. Lesiones que muchos consideran que tienen su estilo de vida como principal culpable.

Es cierto que su juego, explosivo y de movimientos rápidos, ayuda a caer en este tipo de lesiones musculares. Pero su vida más allá del balón no ayuda. Algo que en París estaban convencidos que podrían cambiar si llegara a la capital francesa. Una posibilidad que ahora se nubla. Y mucho.

Neymar EFE

Eso sí, ¿da por perdidas Messi las posibilidades de hacer que Neymar regrese? No. Ni muchos menos. Las ganas que tiene el argentino de que su gran amigo Ney vuelva a vestir la camiseta azulgrana son tantas que está dispuesto a meter a otros jugadores en la oferta para que Nasser Al-Khelaïfi se muestre más receptivo que el pasado verano. Lo que está claro es que el de Rosario quiere sí o sí a Ney.

Las opciones de Messi y del Barça

Es por eso que, como ya cuentan algunos desde el entorno del vestuario, Messi está ya dejando claro que no hay intocables más allá de los pesos pesados del equipo para incluir a cracks en un posible trueque con el PSG.

De hecho, incluso el argentino estaría encantado de ver a Antoine de camino a la capital gala. Por mucho que en las últimas semanas desde el club y desde el vestuario se esté vendiendo la idea de que el argentino y el francés están haciendo buenas migas, no es ningún secreto que el ‘10’ no quería a Griezmann en su Barça. Tampoco Suárez. Los dos, de hecho, lo cambiarían hoy mismo por Ney.

Messi, Griezmann, Suárez | EFE

Por juego, no es un tipo de jugador que, al menos jugando como extremo izquierdo como le hace jugar Valverde, encaje bien precisamente. Se le ve perdido y lejos de su mejor versión. Hoy ha marcado, pero no es precisamente el Griezmann que muchos esperaban y el que tantas alegrías dió a la afición del Atlético de MAdrid.

Leo lo sabe y ya está presionando para que sea el galo el elegido para, viendo que ahora ya Dembélé no será una opción, para abaratar la operación Ney. “Griezmann y 80 millones”, apuntan desde dentro. Veremos. Lo que está claro es que la lesión de Dembélé es un mazazo duro para Messi en este Barça-Borussia.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad