"Está en la calle". La sentencia a un crack del Barça (y no es ninguno de los que está en la lista negra de Messi)

stop

El crack que podría tener los días contados en el club culé

El crack del Barça que se irá con Monchi a la Roma | EFE

27 de abril de 2017 (13:04 CET)

Chorreo. El FC Barcelona pasó por encima del Osasuna (7-1) en un partido que, combinado con el resultado del Leganés-Las Palmas (3-0), envió a los pamplonicas a segunda.

En este sentido, desde algunos medios se acusa al Barça de haber sido tan poco compasivo con un equipo que con el paso de los minutos iba firmando su sentencia de muerte en Primera División.

Mala reacción

Uno de los goles en concreto ha provocado la ira de los frentes no afines al club catalán. Para ser exactos, el tanto de Javier Mascherano desde el punto de penalti no ha gustado nada al personal. Lo consideran una falta de respeto.

Corría el minuto 67 cuando el colegiado José Luis Munuera Montero señaló una pena máxima después de una falta sobre Denis Suárez. Con 5-1 en el luminoso y sin Leo Messi en el terreno de juego, Ivan Rakitic cogió la responsabilidad de tirarlo en primera instancia.

Sin embargo, por aclamación popular de la grada y de los jugadores azulgrana –con especial insistencia de Gerard Piqué-, el croata le ofreció al 'Jefecito' la oportunidad de anotar su primer gol con el Barça. El argentino había rozado el gol en dos ocasiones minutos antes y el deseo de que se estrenara de cara a portería fue unánime en el Camp Nou.

El defensa, que en alguna otra ocasión había rechazado chutar desde los once metros para estrenar su cuenta goleadora, aceptó el reto y batió a Sirigu, en una acción que muchos han situado bajo el punto de mira.

La otra cara

Pero no todos los focos apuntan a que el hecho podría considerarse poco deportivo ante un equipo que está a punto de perder la categoría. Algunos señalan que 'Masche' tiró la pena máxima porque sabe que está disputando sus últimos partidos con el conjunto catalán.

En la directiva corre el rumor de que el argentino no vestirá de blaugrana la temporada que viene. "Está en la calle". El rendimiento del jugador ha ido bajando progresivamente esta temporada y en los despachos culés opinan que la etapa del albiceleste ha llegado a su fin.