El vestuario del Barça elige al cuarto delantero

stop

Los cracks del primer equipo, con Leo Messi y Luis Suárez a la cabeza, se han pronunciado

Leo Messi y Luis Suárez celebran la buena actuación de ambos en el Gamper 2016 | EFE

22 de agosto de 2016 (19:11 CET)

Leo Messi es quién corta el bacalao en el FC Barcelona. Todo el mundo lo sabe. Y hasta el propio entrenador azulgrana, Luis Enrique Martínez, pasó por el aro a pesar de su carácter terco y en ocasiones arrogante. Es por ello que no es de extrañar que en esta prolongada búsqueda del cuarto delantero se haya querido conocer la opinión de los pesos pesados: Messi y su inseparable amigo y socio en la delantera, Luis Suárez.

Ambos son de la opinión –y esto lo dicen en privado, no al cuerpo técnico–, que es mejor no tener una competencia fuerte detrás. ¿Por qué? Porque ellos quieren jugarlo todo. Y no solo eso, sino que dan por hecho que así será. Este es su razonamiento: por un lado, será difícil tener contento a un jugador de nivel si no juega casi minutos. Por el otro, si llega un jugador tipo Nolito que gusta mucho al entrenador, estarán obligados a rotar más de la cuenta, cosa que no quieren.

Por ello y en charlas que sí que han tenido con el cuerpo técnico, los cracks del Barça dejan entrever que la posición del cuarto delantero ya está cubierta. Y no les sobra razón: Arda Turan se ha destapado como un solvente extremo izquierdo esta pretemporada. Durante el curso pasado dejó claro que no sirve como interior del Barça, pero por banda, con más libertad y su talento, está mostrando que puede hacer daño. Eso sí, debe estar a tope físicamente.

Messi se lleva bien con Munir

El otro delantero en la plantilla actual es Munir, un futbolista que también gusta a los pesos pesados del equipo y con el que mantienen una buena relación. Curiosamente, Messi, que en el pasado tuvo problemas con otros jóvenes, se lleva bastante bien con Munir porque tienen un carácter más similar. El marroquí no es de los que habla mucho, es más pillo y las mata callando. Messi siempre fue así cuando era más jovencito.

Entre los dos grandes cracks del Barça –en ausencia de Neymar, que se quedará en Brasil hasta la segunda semana de septiembre– no hay debate. Con Arda y Munir hay suficiente para cubrir la delantera. Sin embargo, Lucho no lo ve claro. Como mínimo tiene que haber seis delanteros. Aunque Denis Suárez y Rafinha, así como algún jugador del filial, también podrían asumir ese rol.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad