El nuevo Sergio Busquets enfrenta al Real Madrid con el Barça

stop

Los dos colosos de la Liga española pelean por fichar al último diamante en bruto

Sergio Busquets protagoniza una acción en el último clásico | EFE

08 de diciembre de 2016 (22:11 CET)

El FC Barcelona por fin ha llegado a la conclusión de que tiene que fichar un recambio para Sergio Busquets en el centro del campo.

El falso parche de Javier Mascherano no sirve y la otra alternativa, poco convincente por ahora, pasa por contar con André Gomes en el pivote.

El portugués podría ser una buena alternativa de futuro para esa posición, aunque Luis Enrique en empeña en colocar al medio portugués de interior, más cerca del área rival.

Los ojeadores del Barça han detectado el futbolista idóneo para recalar en el club blaugrana y dar descanso a Busquets: Julian Weigl.

Weigl es el elegido

El principal problema reside en que el Real Madrid también le puso el ojo hace tiempo. Y prácticamente le tiene puesto el lazo.

Weigl es un objetivo para reforzar la plantilla de Zinedine Zidane. Las negociaciones con el Borussia Dortmund están algo avanzadas.

Lo cierto es que el Madrid tiene muchos intereses en el club alemán. Las negociaciones por Aubameyang, verbalmente cerradas, han posibilitado abrir nuevos frentes.

El Barça, por su parte, también se ha movido en Dortmund, aunque con menos pericia. El objetivo azulgrana es el delantero Ousmane Dembelé, pero se va de precio.

Guerra abierta

En estos momentos hay una guerra abierta entre blancos y azulgranas por captar al diamante en bruto del fútbol alemán: a sus 21 años, Weigl está valorado en 18 millones.

La única baza que tiene el Barça para llevarse el gato al agua es la sanción FIFA. Si el Madrid no se libra, demoraría mucho la contratación del futbolista.

La estrategia del club blanco es clara: que Weigl se siga formando con el Dortmund y cuando tenga más experiencia vuele a Madrid.

El Barça, para desbaratar la estrategia blanca, argumenta que el Madrid suele hacer eso y si las cosas no marchan bien deja tirados a los jugadores

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad