El elegido de Luis Enrique si Neymar no hubiera seguido en el Barça

stop

El técnico asturiano ya tenía al recambio del brasileño controlado

Neymar y Luis Enrique, en un partido del Barça

03 de marzo de 2016 (13:36 CET)

Luis Enrique no deja nada a la improvisación. Persona muy metódica en todas las facetas de la vida, el entrenador del Barça siempre confió en la renovación de Neymar, pero tenía controlado al futbolista que le sustituiría si el brasileño rompía con el club azulgrana y fichaba por otro equipo. El técnico asturiano tenía dos opciones: Antoine Griezmann o Marco Reus.

Griezmann es una de las sensaciones de la Liga. El delantero francés gusta mucho a Luis Enrique por su velocidad, por su calidad y por su carácter. El entorno del futbolista había dado el visto bueno a la operación, pero su fichaje no hubiera sido fácil porque el Atlético no quiere negociar la salida de su estrella. Como mínimo hubiera costado 60 millones de euros.

Reus, más asequible

Mucho más factible era el fichaje de Marco Reus. La pasada temporada, Bartomeu ya negoció personalmente su fichaje, pero Luis Enrique se decantó por Arda Turan y el delantero alemán no vio claro su traspaso al Barça. "¿Dónde voy a jugar con Messi, Suárez y Neimar?", le dijo al máximo dirigente.

Sin Neymar, Reus sí tendría un sitio en el equipo titular del Barça. Su valor ronda los 40 millones de euros, una cifra muy inferior a la de Griezmann y a los 190 millones de euros de la cláusula de rescisión de Neymar.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad