El Barça está a un paso de cerrar el traspaso de un nuevo socio para Leo Messi | EFE

El Barça anuncia a Messi una sorpresa final en cinco días

stop

Los responsables están a un paso de cerrar un fichaje bomba

22 de agosto de 2017 (10:22 CET)

Robert Fernández le quería. El secretario técnico del FC Barcelona estuvo a un paso de fichar a Ousmane Dembélé del Rennes la temporada pasada a cambio de 15 millones de euros. Pero llegó el Borussia Dortmund y le pasó la mano por la cara al club culé y se hizo con sus servicios.

Un año después, en el Barça siguen pendientes del delantero. Sobre todo después de la salida de Neymar Jr al Paris Saint-Germain. Pero desde el primer día su traspaso no se presentó tan fácil como lo debió ser el pasado verano.

Los germanos exigieron 150 millones de euros para desprenderse del jugador, en lo que era una declaración de intenciones de los alemanes de no dejar salir al jugador.

Abiertos a negociar

Pero en los últimos días la situación ha cambiado ligeramente. El secretario técnico del BorussiaMichael Zorc, reconoció recientemente que desde Dortmund están dispuestos a dejar salir a Dembélé.

Asimismo, el director general del Borussia, Hans-Joachim Watzke, admitió que el delantero solo quiere jugar en el Barça: “Es un chico de 20 años, no está maduro. Pero esto no lo haría por otro equipo del mundo. El Barça es muy especial para él. Ya nos dijo que le gustaría ir al Barça en su momento pero sabía que con NeymarSuárez Messi sería difícil. Le dijimos que aceptábamos pero no sólo después de un año”.

Recta final

Sin embargo, en la ciudad alemana no están dispuestos a rebajar la cantidad inicial que pedían por el atacante: 150 millones de euros. Mientras tanto, los blaugrana ofrecen 100 ‘kilos’ de euros, que llegarían a los 130 si se añaden las variables.

Todo apunta a que las partes terminarán llegando a un acuerdo tarde o temprano, aunque los germanos ya han avisado que más vale que sea pronto, porque no piensan negociar más allá del próximo domingo. El mercado se cierra tres días después y en Dortmund no realizarán ninguna operación si no tienen margen de maniobra para reaccionar.

Con todo, o se cierra antes del parón pos compromisos internacionales o el Barça tendrá que tirar con lo puesto en ataque. Al menos hasta el mercado invernal.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad