El 'apagafuegos' en el vestuario del Barça

stop

La plantilla cuenta con la figura del pacificador entre jugadores-cuerpo técnico-directiva

Luis Enrique conversa con Javier Mascherano

05 de marzo de 2016 (12:17 CET)

El buen ambiente en el siempre difícil vestuario del Barça tiene mucho que agradecer a uno de los pesos pesados de la plantilla. El equipo cuenta con un capo en la sombra, un apagafuegos fundamental para sofocar cualquier inicio de incendio. Un tipo muy querido y capaz de dar la cara en cualquier situación. Es Javier Mascherano.

Mascherano no se muerde la lengua. Tiene fama de tipo duro, pero en el vestuario actúa como vía de escape de cualquier conflicto. Es fundamental en la relación entre sus compañeros, y de los pocos integrantes de la plantilla/staff con capacidad para levantar puentes entre jugadores, cuerpo técnico, ejecutivos y directivos de la entidad. Es el mediador del equipo.

La situación de Mascherano es delicada. Sabe que la llegada de un central le cerrará las puertas de la titularidad. Tendrá menos minutos. En el club tampoco verían mal su salida si llega una buena oferta, ya que es, junto con Dani Alves, uno de los dos pesos pesados prescindibles para aligerar las arcas de la entidad y acometer las renovaciones/fichajes pertinentes. La situación de Mascherano no agrada a sus compañeros.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad