Dardo de Koeman a Joan Laporta en el comunicado que hizo para evitar una rueda de prensa

El entrenador no fue respaldado por los capitanes.

Ronald Koeman
Ronald Koeman

Ronald Koeman ha sorprendido a todos leyendo un comunicado en lugar de dar la rueda de prensa que hubiese tenido que hacer antes del partido ante el Cádiz de este jueves. El técnico holandés quiso dejar clara su visión sobre la situación actual y mandar un recado a más de uno en poco más de tres minutos que duró la lectura.

El entrenador del FC Barcelona justificó que el club está en una situación de reconstrucción sin poder fichar y que en un par de años los jóvenes que tiene en el primer equipo podrían romper en cracks como tiempo atrás hicieron Xavi e Iniesta y dejó claro que sus opciones de ganar la Champions League este curso son prácticamente nulas: «Lo bueno de reconstruir el equipo es que los jóvenes podrán tener oportunidades como en su día tuvieron Xavi IniestaPero se pide la paciencia. Quedar en un alto ránking en la Liga sería un éxito. Además, en la Champions no se puede esperar milagros. La derrota contra el Bayern de Múnich de la semana pasada tiene que ser enfocada desde esa perspectiva».

Ronald Koeman
Ronald Koeman

Un gesto que delata tensión

Además, mandó un dardo al presidente Joan Laporta en un aviso que todo lo que se está haciendo debe ser respaldado con hechos además de con palabras, recalcando la palabra ‘hechos’ levantando la mirada a la prensa. «El proceso en el que nos encontramos hace que la plantilla tenga que ser respaldada, con hechos y con palabras. Hay que respaldar este proceso. Yo sé que la prensa reconoce este proceso, no es la primera vez que ocurre en su historia en el FC Barcelona. Contamos con vuestro apoyo en estos momentos difíciles. Como plantilla y jugadores, estamos satisfechos con el apoyo que tuvimos ante el Granada», recitó el técnico.

Ese comunicado no habría sido respaldado por los capitanes, quienes fueron informados previamente que iba a dictar Koeman dicha arenga en la rueda de prensa, pero todo el contenido era exclusivo del entrenador holandés.