Coutinho y Messi | EFE

Coutinho calla. Y Messi está avergonzado: “Si viene habrá tortas” (o escándalo en el Barça)

stop

El vestuario del conjunto azulgrana y el drama que el club calla

19 de junio de 2018 (17:30 CET)

Ni en verano se libra Leo Messi y el resto de capos del vestuario azulgrana de André Gomes. El caso es que, pese a que la mayoría de cracks del conjunto catalán están inmersos en el Mundial de Rusia con sus respectivas selecciones, ninguna de ellos pierde ojo a las distintas negociaciones que se están llevando a cabo en la ciudad condal.André Gomes tiene los días contados en el FC Barcelona | EFE

Y una de ellas no es otra que la salida del portugués. Una salida que, viendo el pésimo rendimiento que ha dado durante sus dos temporadas en el Camp Nou, se antoja más que necesaria.

Su alta ficha y su bajo nivel han hecho que Ernesto Valverde quera perderlo de vista cuanto antes. Una opinión compartida por buena parte del vestuario, en especial por parte de los pesos pesados.

Tanto Philippe Coutinho como Luis Suárez, Leo Messi o Gerard Piqué le han pedido a la directiva que se deshagan de él. No tiene nivel para el Barça. El problema es que parece que el mal rendimiento del luso en el Camp Nou no ha pasado desapercibido por parte de los aficionados de todo el continente.

El escándalo con André Gomes

Y es que no son otros que los aficionados del Tottenham Hotspur los que le han cerrado la puerta. Mauricio Pochettino tiene en mente ir a por el centrocampista. Eso sí, no es que quiera tira la casa por la ventana precisamente.

Sabe que Gomes es un grave problema para el Barça y quiere llevárselo casi regalado. Pero, viendo la reacción de los aficionados spurs a través de las redes sociales al enterarse del interés del argentino en André, su fichaje no parece sencillo.

Y es que los mensajes no han podido ser más claros: “No, gracias”, “es absolutamente terrible”, “no lo queremos ni gratis” o “si viene habrá tortas” es una pequeña muestra de la cantidad de afirmaciones que apuntan en este sentido.  

Lo cierto es que no se sabe si Pochettino tendrá en cuenta o no la opinión de sus seguidores e irá a por el portugués, pero lo que parece claro es que, en el caso de que llegue a Londres, el recibimiento no será el deseado.

Un drama que tanto Coutinho como el resto de culés callan, entre ellos Messi, que están avergonzados de compartir vestuario con un jugador que no quiere nadie.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad