El pacto secreto de Florentino Pérez con Dybala en el Real Madrid (La bomba contra el Barça está a punto de estallar)

stop

La proposición del presidente

Paulo Dybala elige al Real Madrid por encima dle FC Barcelona| EFE

20 de marzo de 2017 (10:12 CET)

Es la primera opción. Le quiere sí o sí. Florentino Pérez está dispuesto a llegar hasta las últimas consecuencias por hacerse con el fichaje del verano. La decisión está tomada. Paulo Dybala debe ser jugador del Real Madrid.

La actividad en los despachos de Chamartín no se detiene. Los responsables trabajan en reforzar el proyecto de Zinedine Zidane. El club quiere deshacerse de las piezas que no han funcionado en el engranaje del galo y busca nuevos nombres con los que apuntalar el equipo.

El favorito

El de Dybala está señalado en rojo. Es una de las prioridades del presidente. Ya no solo por lo deportivo. Es el arma definitiva para acabar con la hegemonía de Leo Messi.

El mandatario pondrá toda la carne en el asador por hacerse con sus servicios. La operación no saldrá barata.

El jugador está tasado, según Transfermarkt, en 45 millones de euros, pero el Juventus sitúa su precio de salida en 125 millones de euros. El empresario busca soluciones.

Florentino está dispuesto a incluir en el operativo a James Rodríguez, Isco Alarcón, Álvaro Morata, Mateo Kovacic o todo un bombazo: al mismísimo Karim Benzema que rememoraría la dupla letal junto a Higuaín. Lo que haga falta para abaratar el coste del media punta. Los movimientos ya han empezado.

El 'sí' del jugador

Lo más difícil, la conformidad del argentino, ya está acordada. El deseo del juventino pasa por vestir de blanco. No quiere jugar en el Barça. Elige al Real.

Paulo no quiere formar junto a Messi o Neymar da Silva. Sabe que con ellos al lado no brillará con luz propia.

Desde el Madrid mantienen contactos constantes con el de Laguna Larga. Le miman. Le explican las maravillas de jugar en el Santiago Bernabéu.

Además le avisan. No habría nada más bonito ni contundente para ganarse al madridismo que llegar a Concha Espina después de que la Juventus haya eliminado al Barça de la Champions League. Tiene el objetivo al alcance de la mano.