El cara a cara de Florentino Pérez con una estrella del Barça termina con la puerta del Real Madrid abierta

Florentino Pérez pone en la puerta de salida a un intocable de Cristiano Ronaldo | EFE

El presidente blanco se pone serio y seductor al mismo tiempo

Por Diego Castro
20/04/2017 19:29

Florentino Pérez no da puntada sin hilo. Le gusta ser sigiloso, pasar desapercibido, pero el presidente del Real Madrid siempre está de cuerpo presente.

El Madrid es su gran pasión, una afición a la que dedica mucho tiempo de su vida. Y le gusta el trato con los jugadores. Hablar con ellos, darles mimos.

Por ello, siguiendo la tradición, Florentino bajó al vestuario el martes por la noche, cuando los pupilos de Zidane tumbaron al Bayern de Múnich (4-2).

Fue una victoria necesaria, en el exigente Bernabéu, para asegurar el pase a las semifinales de la Champions League.

Mientras el dirigente se dirigía a felicitar a sus jugadores y calmar a Cristiano Ronaldo, molesto con los pitos que le había propinado el Bernabéu, tuvo un incidente.

Florentino se topó con varios jugadores del Bayern muy encendidos. Pedían explicaciones en el vestuario del árbitro.

Ellos eran Arturo Vidal, expulsado durante el duelo, Robert Lewandowski y el internacional español Thiago Alcántara.

El ex del Barça estaba hecho una furia. Y cuando se cruzó con Florentino Pérez, éste trató de calmar sus ánimos.

Charla más que amistosa

La buena relación entre ambos se remonta a los tiempos en que Florentino se interesó por su fichaje. Era complicado porque salía de la cantera del Barça.

Sin embargo, hubo alguna reunión con Mazinho, padre del jugador, y se tanteó la situación. Finalmente no cuajó.

El martes en el Bernabéu, Florentino dijo a Thiago que también el Madrid sufrió un mal arbitraje en Múnich y que en la vuelta el árbitro se equivocó para ambos lados.

Hubo un intercambio de impresiones y ambos se saludaron afectuosamente. Florentino le deja abierta la puerta del Real Madrid para el futuro.

En el caso de que marchen James e Isco, Thiago sería una buena alternativa para el centro del campo. Firmó un gran partido en Madrid y Modric necesitará relevo pronto.