¡Messi estalla con el Juventus-Barça en la Champions! (y manda un recadito al Real Madrid)

Leo Messi establece el camino a seguir

El argentino pega un golpe sobre la mesa

Por Natalia Calvet
17/03/2017 12:13

Golpe sobre la mesa de Messi. El argentino ha cogido el toro por los cuernos de lo que queda de temporada. El '10' alzó la voz esta misma semana en el Barça como el líder que es para poner las cosas claras al vestuario. Tocó la Juventus, pero el aviso de Leo sobrepasa al oponente. Era y es mayor. 

La remontada de los azulgrana ante el PSG no servirá de nada si el equipo no mete la cogote en la final de Cardiff. Así de carlo. Vencer a la Juve es únicamente un paso más hacia el gran objetivo del curso: levantar la sexta Champions en la historia del club.

Barça contra Barça

Messi avisa: el gran rival del Barça en este torneo es el propio Barça. Si el equipo juega como jugó la vuelta en casa contra los francess no habrá rival que los detenga. Sea la Juventus, el Bayern o el mismísimo Real Madrid

En las quinielas previas al sorteo, una máxima tomó el mando: no hay rival pequeño. Ni ninguno demasiado grande para este Barça. Esta generación, que exprime las últimas gotas de su mejor fútbol, pude plantarse en el partido de los partidos el 3 de junio para llevarse la 'orejona'. Un pensamiento que secunda el vestuario en pleno.

Objetivo: Champions

El equipo quiere la Champions League y Leo Messi el primero. No es lo mismo ganar la Liga que la máxima competición continental. El prestigio que da la segunda no tiene comparación. Los sabe el Barça. Y un Real Madrid que hizo papilla el doblete azulgrana con la Undécima.

En el vestuario culé afirman que el zasca a los blancos si logran coronoarse campeones sería monumental. Dejarían al Real agarrado a un Liga descafeinada. Y evitarían uno de los grandes objetivos de Zidane/Florentino Pérez: ganar la Champions dos veces consecutivas, algo que nunca nadie consiguió.

Messi sabe, además, que la Liga de Campeones es el termómetro que marcará el próximo ganador del Balón de Oro. Más en un año en el que no hay competiciones internacionales de selecciones.

El objetivo está marcado en rojo. La responsabilidad, en los pies de los jugadores. Si quieren, si lo ponen todo sobre el campo, no habrá rival.

El argentino marca el camino. Y Suárez, Neymar, Iniesta y compañía lo siguen a pie juntillas. Van a por todas. Aviso entregado.